DanishDutchEnglishFinnishFrenchGermanItalianPortugueseSpanishSwedish
DanishDutchEnglishFinnishFrenchGermanItalianPortugueseSpanishSwedish

La herencia de viviendas ha disminuido notablemente, mientras los beneficiarios buscan vender

Diariamente, en España se transmiten más de 500 propiedades por herencia. Una buena cifra, sí se compara con las estadísticas antes de la pandemia, pero es menor a los registros del año pasado, cuando las transmisiones de viviendas heredadas superaron los récords.

El INE informó que entre enero y julio hubo un buen número de operaciones en todo el país, con más de 118.000 viviendas heredadas, teniendo medias mensuales mayores a las 16.000 unidades. Estas cifras son favorables, sí se comparan con los registros de 2007, año en el cual empezó a contabilizarse estos datos.

El periodo de moderación ha comenzado

Las cifras de transmisiones patrimoniales tuvieron su mejor momento en el año 2021; durante todo el ejercicio se registró más 200.000 operaciones. Mientras que en el recorrido de este año, se ha visto una desaceleración y la tendencia se espera a la baja, claro que serán mejores que los valores registrados antes de la pandemia.

Los expertos en el tema de herencias declaran que las cifras de transmisiones de viviendas, aunque se mantendrán por encima de los niveles prepandemia, durante los próximos meses serán más estables, esto debido a que el incremento de mortalidad ha ido en aumento desde el 2020. Durante este año y el 2021, el covid fue una de las principales causas; pero, otro tipo de enfermedades graves, como el cáncer, que ha sufrido retrasos para su temprana detección, se ha unido a las estadísticas de defunciones. Todos estos factores unidos han provocado un aumento en las cifras, mayores a la década pasada.

Otro dato importante que se debe incluir es que la mayoría de defunciones se producen en personas mayores de 80 años, y los hijos que heredan por lo general ya tienen su propia vivienda, dada la tendencia general en España de ser propietarios.

Para el próximo año 2023 no se espera mayores cambios en las estadísticas, por el contario, se cree que se mantendrán los mismos niveles registrados en el año 2022.

Durante los meses recorridos del presente año, se han gestionado y aceptado herencias de los fallecidos durante la pandemia; esto, por un lado, se debe a los retrasos en la gestión administrativa causados por la crisis sanitaria. Pero, por otra parte, los herederos han tenido cautela para hacer la transmisión, tomando más tiempo del habitual en iniciar los trámites, o inscribir sus viviendas en el Registro de Propiedad. Sin embargo, para el próximo año, la situación estará calmada, puesto que, la mayoría de transmisiones por los fallecimientos en pandemia estarán ejecutadas.

Los herederos quieren vender más rápido

Otro de los factores que se están observando en el panorama, es la venta de las propiedades heredadas por parte de sus nuevos propietarios, situación que se está ejecutando en un menor tiempo, teniendo en cuenta que en años pasados, los herederos mantenían las viviendas en proindiviso como inversión, con el fin de obtener rentabilidad.

Anteriormente, durante la gestión de herencias, el conjunto de herederos manifestaban que venderían en un plazo medio o largo, pero no inicialmente. La situación actual indica que ahora, los herederos esperan vender la vivienda, tan pronto como se complete el trámite de aceptación. Esta necesidad de vender rápido se debe, principalmente, a la situación económica actual, sumados los cambios en la legislación sobre vivienda, la regulación de los precios en alquileres, las limitaciones del Gobierno para actualizar los precios de alquiler, la ocupación ilegal y los posibles impagos.

Las menores ventajas en cuestión de alquileres, los inconvenientes del proindiviso y la necesidad económica, son los factores más influyentes para que los herederos consideren vender rápido, dejando de lado las posibles situaciones negativas que podrían surgir al mantener la vivienda; además, están los desacuerdos que muchas veces surgen entre los herederos por el manejo y la toma de decisiones en torno al uso del inmueble.

Consejos para evitar problemas con una casa heredada

Entre las recomendaciones generales está la gestión de un tercero sobre el patrimonio inmobiliario, de manera que se mantenga su rendimiento y beneficie al conjunto de nuevos propietarios.

En el caso de no poner a la venta inmediatamente, se debe usar un sistema de alarmas para evitar posibles ocupaciones, o directamente alquilar la vivienda. Cualquier medida que sea necesaria para no tener la vivienda desocupada.

En el ámbito judicial, se recomienda ponerse de acuerdo todos los herederos para tomar acciones sobre el inmueble y evitar situaciones mayores a futuro.

Si necesitas asesoría inmobiliaria para tu vivienda heredada, no dudes en ponerte en contacto con nosotros, en REMAX ESTRELLA podemos ayudarte a gestionarla. Reserva tu cita.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *